Comentarios de Santo Domingo:

Quisqueya la bella

Come solos y come siempre (por: Jorge Ramos)

IV Feria Internacional del Libro en Rep. Dom.

Lenguaje de los Jovenes en Santo Domingo

Somos animales en Rep. Dom.?


Quisqueya la bella
Por: María Elena Salinas

La Romana, REPUBLICA DOMINICANA- Con razón le dicen Quisqueya la Bella. La República Dominicana está rodeada de belleza. Si no son sus playas de arena blanca y aguas cristalinas, son sus monumentos históricos y el melódico sonido del merengue. Pero nada se compara con la belleza de su gente. Hospitalaria, alegre, servicial, siempre dispuesta a ayudar y complacer.

El sueño de emigrar

Viendo la eterna sonrisa del dominicano, nadie pensaría que un 65 por ciento quisiera irse del país. Y es que a pesar de su belleza, la República Dominicana se enfrenta a una serie de problemas.

Por una parte esta la violencia generada por los ex convictos que son deportados de Estados Unidos luego de cumplir sus sentencias. Por el otro, la violencia generada por el descontento popular, principalmente por los constantes apagones que sufre el país. Esto ha hecho que la popularidad del presidente Hipólito Mejía este en el nivel más bajo de su gestión, justo cuando cumple un año en el poder.

Pero eso no es todo. La República Dominicana que ha exportado varios de los mejores jugadores de béisbol a las grandes ligas en Estados Unidos, es uno de los países más pobres del continente americano. Según estadísticas, el nivel de pobreza en ese país caribeño es del 70 por ciento, un 35 por ciento vive en extrema pobreza. El sueldo promedio para un obrero de la industria agrícola o de construcción es el equivalente a unos $10 dólares al día. En el sector turístico les va un poco mejor.

En busca de una vida mejor

Nancy es una de esas que se quiere ir del país. La conocí en la playa de la isla Catalina que está frente a Casa de Campo en la provincia de La Romana. Cuando llegué me obsequió una cucaracha de mar. Disecada, pintada color turquesa con el sol por un lado, la luna por el otro, y siete rayas que representan los siete días de las semana. Ese fue el gancho para que fuera a su tiendita a comprar souveniers.

Nancy esta tratando de sobrevivir vendiendo lo que pueda, esperando que le llegue la residencia para que ella y su pequeña hija se puedan reunir con su esposo. Osvaldo vive en Miami, y tiene cinco años sin ver a su familia. Desafortunadamente hay muchos que no esperan y se aventuran a cruzar el peligroso canal de la mona que se ha convertido en un cementerio marítimo para quienes buscan llegar a Puerto Rico y de allí dar el brinco a Estados Unidos en busca de una vida mejor.

A pesar de sus penurias, Nancy, sus compañeros de trabajo Fermín y Julio, al igual que Nuris y Tilo tienen la suerte de vivir en una de las provincias más prosperas de Quisqueya. Es aquí donde más se ven los contrastes entre ricos y pobres, pero La Romana cuenta también con una industria activa.

El reto de salir de la pobreza

Desde la producción de ganado vacuno hasta la industria azucarera y de servicio. Los propietarios de estas últimas dos han establecido la Central Romana, un sindicato que provee para sus empleados viviendas y servicios médicos entre otras prestaciones.

Además a través de la Fundación MIR -Misión Internacional de Rescate- se brinda ayuda a mujeres y niños dándole las armas necesarias para salir del círculo vicioso de la pobreza.

Por una parte es triste ver la pobreza y las desigualdades que existen en Quisqueya la Bella, pero por otra es alentador conocer a su gente, con ese espíritu de lucha, esa alegría a flor de piel, y ese calor humano que hace a cualquier visitante querer volver. Hasta la próxima.

Regrezar al principio             


Comesolos y comesiempre
Por: Jorge Ramos

 

SANTO DOMINGO.- Desde el aire el espectáculo es impresionante. Debe haber pocas islas tan bellas en el mundo como la Hispaniola, que comparten República Dominicana y Haití. En esta época del año la tierra, verde brillante, sabrosa, contrasta con las caprichosas montañas y con un mar, borracho de azul, que no se acaba.

Las playas dominicanas no tienen nada que envidiarle a las brasileñas, mediterráneas o indonesias. Pero conforme te vas acercando, hay que ajustar esa primera impresión.

Tan pronto empieza a bajar el avión al aeropuerto de la capital dominicana, es fácil detectar las décadas de abusos y negligencia; calles sin pavimentar, los techos de lámina, el crecimiento urbano alborotado, sin plan. Y ya en tierra, surge inmediatamente la pregunta: ¿cómo es posible que una nación con tantos recursos naturales sea una de las más pobres del hemisferio?

La respuesta está en la calle. La percepción de muchos dominicanos es que su país es pobre debido a los despilfarros históricos y la corrupción consuetudinaria de sus clases dirigentes. Al menos cuatro de cada diez personas viven en la pobreza, según me aseguró un informado periodista. Y confío más en él ya que las encuestas oficiales, en cualquier país, tienden a maquillar las cifras.

Los dominicanos, que son muy ingeniosos para describir sus tristezas y alegrías, han acuñado unos términos muy descriptivos para identificar a los aparentes responsables de sus males económicos. A algunos políticos les llaman "come-solos" (por no haber repartido el botín que se robaron). A otros les dicen "come-siempre" (por meterle mano regularmente al presupuesto de la nación).

Responsabilidad de los políticos

Y no falta por ahí quien acuse de "apaga-estufa" a líderes que, en lugar de crear riqueza, crean hambre y de "sufre-callados" a los que, tarde, se dieron cuenta que apoyaron al candidato equivocado o al que los defraudó. Ningún partido político se salva. El béisbol, sí, es una pasión en este país pero la política es el deporte nacional.

Nunca faltan nuevas combinaciones de comelones. De la misma manera que los que viven cerca de los polos tienen muchas palabras para describir los distintos estados del hielo, así los dominicanos han inventado todo un vocabulario para explicar las tonalidades de la corrupción política. Los políticos que roban están "hirviendo" o "muy calientes". Los que no lo hacen son "fríos". Cool.

Y hablando de políticos cool, en República Dominicana hay toda una nueva generación de servidores públicos y jueces que le han dado la espalda al autoritarismo y a los abusos del pasado. A esos no hay que perderlos de vista. Tiran alto.

Preocupación y desesperanza

En los medios de comunicación también hay varios elementos de preocupación... y de esperanza. El pastel de la televisión, radio y periódicos está repartido, fundamentalmente, en tres grandes grupos corporativos que, además de dar noticias, tienen bancos, aseguradoras y otras industrias.

Y esto, me parece, no es muy saludable para la libertad de expresión. ¿Se imaginan que en los Estados Unidos el Bank of America o Citibank, por ejemplo, fueran dueños del diario The New York Times o que las aseguradoras Allstate o State Farm fueran propietarias del periódico Washington Post?

Por lo anterior, prefiero los medios de comunicación independientes, sin compromisos empresariales o gubernamentales.

¿Qué pasaría en República Dominicana, por ejemplo, si un reportero descubre lavado de dinero o un acto de corrupción en el banco del dueño de su periódico? ¿Se atrevería el reportero a denunciarlo y el diario a publicarlo? Lo dudo. ¿Se sentirían los editorialistas y columnistas en total libertad de denunciar que uno de los accionistas de la empresa es socio en un negocito con el secretario de estado, el fiscal, el militar, el sacerdote? No creo.

La prensa en riesgo

Si el presidente atacara públicamente a algún periodista por las preguntas que hace o las ronchas que levanta ¿saldría su periódico, estación de radio o televisión a defenderlo? ¿Pondrían en riesgo los negocios de la empresa por una noticia? No lo sé. El objetivo principal de los empresarios es ganar dinero y el de los periodistas dar noticias; muchas veces estos dos ejercicios no son compatibles.

Aún así -y esto es importante decirlo- República Dominicana tiene su buena dosis de diversidad en los medios de comunicación y una creciente conciencia crítica entre sus periodistas. En estos días no se puede mandar callar a un reportero como se hacía en la época del dictador Trujillo o en alguna de las seis presidencias -¡seis!- de Joaquín Balaguer. En República Dominicana hay cada vez más periodistas conscientes de su labor, valientes... y muy mal pagados. (Esa es otra de las debilidades del sistema.)

Pero cuando los dominicanos no están trabajando duro, viendo la televisión, discutiendo sobre la pelota o hablando de política, es fácil verlos bailar en las calles o jugando dominó cerca de la maravillosa zona colonial de Santo Domingo. Estoy apantallado de esta belleza arquitectónica y de la aparente seguridad que se respira en sus calles, incluso, en altas horas de la noche. Esa tranquilidad ha desaparecido en casi todas las capitales latinoamericanas. No aquí.

Nuevos aires soplan en la isla

República Dominicana es una joyita. El dinamismo de su gente es sólo comparable al más rápido de sus merengues. Sus hoteles, playas y gastronomía son un extraordinario imán internacional. Sus jóvenes y empresarios han ayudado a que tenga uno de los índices de crecimiento más altos de la región. Pero... pero por alguna razón todavía hay muchos que prefieren arriesgarlo todo para cruzar las tortuosas aguas del canal de la mona en una yola hacia Puerto Rico.

El ejército de emigrantes, el alto número de pobres, el siempre prolífico vocabulario para describir la corrupción gubernamental y las mordazas potenciales a los periodistas son claras señales de preocupación. Pero todo esto, desde el aire, no se nota.

¿Qué falta en República Dominicana? Bueno, no soy nadie para decirlo pero, según me cuentan, urge -como en casi toda América Latina- una nueva generación de líderes (políticos, económicos, de opinión) que no deje a nadie fuera del progreso de la isla, que tenga las manos limpias y a quien los dominicanos podrían llamar, con orgullo, los "todos-comen". Y en este viaje tuve la suerte de conocer a varios de ellos; nuevos aires -puedo reportar- soplan sobre la isla.

 

Regrezar al principio           


IV Feria Internacional del Libro

Amigos del mundo:

Santo Domingo, Ciudad Primada de América, celebra con su esplendor de siempre su IV Feria Internacional del Libro, que se efectuará del 26 de abril al 6 de mayo del año 2001.

Las Ferias del Libro dominicanas, que se iniciaron en 1973, tienen ya 28 años ininterrumpidos de existencia, aun cuando antes de ese año se habían celebrado exposiciones bibliográficas auspiciadas por organismos estatales o por grupos privados. Tenemos, pues, en la República Dominicana, una fuerte y larga tradición de ferias bibliográficas, enriquecidas con celebraciones, en distintos años, de ferias provinciales, regionales y comunitarias.

A partir de 1998, nuestra Feria Nacional se transformó en Feria Internacional, la cual reúne cada vez mayor número de editores extranjeros, logrando así la visita auspiciosa de importantes figuras de las letras.

En las tres ediciones anteriores de nuestra Feria Internacional del Libro, hemos podido consolidar esta magna actividad hasta convertirla en la más grande y alegre feria del libro del Caribe.

El año pasado visitaron el parque ferial más de 125,000 personas diariamente, lo que contabilizó un total de un millón quinientas mil personas durante los once días de celebración de este evento.

Nuestra Feria se caracteriza por ser no sólo una gran exposición y un mercado del libro (en el que se efectúan ventas y negocios que superaron en el 2000 los 35 millones de pesos, alrededor de 2.5 millones de dólares), sino también una concurrida y variada fiesta cultural que convoca a grupos artísticos de teatro, danza, música folklórica y jazz de nuestro país y otros.

El País Invitado de Honor para el año 2001 es CHILE, por lo que se espera una gran presencia de editores, escritores, científicos y artistas de ese país hermano.

De igual modo, la Feria de este año estará dedicada al fallecido poeta Manuel del Cabral, cuya obra, de un valor excepcional, ha trascendido nuestras fronteras para pasar a ser parte importante del patrimonio literario de la humanidad.

La Feria Internacional del Libro de la República Dominicana se ha consolidado como un acontecimiento de extraordinaria vitalidad, en cuyo transcurso los escritores, editores, profesionales bibliográficos (bibliotecarios y traductores) y artistas desarrollan sus intercambios y negocios en un adecuado clima de confianza, libertad y seguridad.

El calor humano y la proverbial hospitalidad que caracterizan a los dominicanos, su alegría contagiosa, las facilidades múltiples brindadas a nuestros expositores, el tropical ambiente de nuestro recinto ferial, único en su género en toda el área caribeña y latinoamericana, permiten asegurar, con toda propiedad, que nuestro máximo evento cultural constituye un ámbito único para efectuar y ampliar negocios editoriales con la República Dominicana y los demás países participantes.

Por todo ello, deseamos invitarle cordialmente a que disfrute de esta nueva oportunidad para visitarnos y participar de nuestra Feria Internacional del Libro a fin de que descubra la rica y variada cultura dominicana, la sencillez y amabilidad de nuestras gentes y nuestros centenarios monumentos coloniales. Venga y traiga, para enriquecernos, sus experiencias, enseñanzas y valores de su cultura. Le garantizamos una estadía agradable y provechosa, así como nuestra amistad perdurable.

Lo esperamos del 26 de abril al 6 de mayo del año 2001 en la IV Feria Internacional del Libro Santo Domingo 2001.

Carlos Esteban Deive

Presidente
Comisión Permanente de la Feria del Libro

Regrezar al principio                  


 

El diccionario de los jovenes

“¿Qué lo qué?’’ “No cojo cotorra”, “Y a ese quién lo patrocina?” “Abrió gas” “No hagas bulto’’.

PATRICIA FRANJUL
Santo Domingo

En la actualidad, expresiones como éstas se utilizan a diario formando parte del nuevo vocabulario de una gran cantidad de jóvenes dominicanos. Traduciendo palabras del idioma inglés al español o cambiando el significado original de la expresiones han creado una serie de frases y términos que definen hasta la más compleja acción o sentimiento en pocas sílabas.
Algunos adultos se pueden quedar anonadados y sin entender ni una frase de este complejo vocablo. Diez padres contactados por LISTÍN DIARIO admitieron que no entienden esta jerga. Algunos sienten preocupación porque temen que se trate de un indicio de degeneración en sus hijos. Pero a la vez, veinte estudiantes universitarios encuestados definieron las frases que utilizan como un modo de comunicarse. Ellos conocen el sentido de cada una y lo explican para que los adultos sean capaces de entenderlos. Aquí hemos recolectado las que son utilizadas con mayor frecuencia.

Significado

A nivel: estoy de acuerdo.
A millón: con mucho ánimo.
Abrió gas: se marchó.
Hame coro: ponme atención, haz lo mismo que yo, apóyame.
A lo callao: en secreto, entre nosostros, sin decirle a nadie, en silencio.
Ahí e’ que prende: así es como me gusta, ahora sí está bien.
A esa le picho un juego: esa muchacha se ve bien y la puedo conquistar.
¿A él quién lo patrocina?: quién le paga para hacer esa ridiculez.
Batrí: un mal pase de droga.
Bulto: cuento.
Birra: cerveza.
Brisiao: rápidamente.
Bálvaro: alguien que hizo algo fuera de lo común o absurdo.
Chévere: algo que está bien o es bonito.
Cotorra: palabrerías que se usan para enamorar a una mujer.
Cógelo ‘‘easy’’: tómalo con calma, no lo tomes en serio.
¿Cuál es tu pindilú?: equivale a ¿cuál es tu problema?

La dañate: Cometiste un grave error, equivale a ‘‘eso no iba’’.
Decuartao: sin dinero.
En olla: sin dinero.
En coro: en relajo; en grupo.
Frecosa: cerveza fría. También se utiliza para clasificar a un tipo de mujer que luce bien y ha tenido pocas relaciones amorosas.
Encendío: cuando una fiesta está muy animada o alguien está alegre.
Eso no ta’: no estoy de acuerdo, cuando algo no es correcto.
Emperrao’: enamorado.
Ese pecao’: una mujer fea o un hombre feo.
Ecole cua: exactamente, así mismo.
Freak out: asustado, loco.
En tu mente: eso es lo que tú crees, algo imposible.
Eso ta’ moca: eso está raro o dudoso
Eso ta’ chivo: eso está raro o dudoso
El es un gustanini: un joven atractivo o que le gusta a las mujeres.
El ta’ frío conmigo: se está portando bien.
Ella tiene todo el dinero del mundo ma’ 20 peso: es rica.
Furufa: una mujer fea.
Fulanita: alguna mujer.
Gafa: acabada.
Grillo: Mujer sin estilo, poca atractiva y fácil de seducir.
Heavymente: okey (del inglés), de acuerdo.
Jeva/o: persona atractiva, que viste bien.
Juqueao: loco, borracho, carpetoso.
Llégale: vete, hazlo.
Lígatelo: consíguetelo.
Lo cualto: el dinero.
La chelcha: el relajo, la fiesta, reunión de amigos.
Lo vegetale: los viejos.
La cometite: cuando se comete un error.
Ma’ na’: Más nada.
Muela: un cuento o historia inventada para convencer a alguien.
Móntame: dime.
Me calenté: me metí en problemas.
Me sacate lo pie: me has dejado plantado, te has alejado de mí.
¿Me copiaste?: equivale a ¿me entendiste?
Me comí lo libro: estudié mucho.
Me hicieron un bulto: me hicieron una algarabía.
No cojo colte: no cambio de opinión, no quiero oír explicaciones.
No me aguajees: no presumas ante mí.
No me sofoques: déjame tranquilo, no me agobies.
No me haga cocote: no me des esperanzas, no hagas planes, no me esperes.
No me monte culebra: no me engañes.
Qué cool: qué bueno.
Qué full: qué emocionante.
Qué loco: que está súper bien.
Qué ápero: algo que se ve bien.
¡Qué queso!: deseos de hacer algo.
Qué mortal: algo fuera de lo común.
Qué quille: qué molestia.
Qué nítido: qué bien.
¡Qué máquina!: auto o mujer despampanante.
¿Qué lo que?: equivale a ¿qué estás haciendo?
Qué tablazo: qué duro golpe.
Qué versión: qué visión del asunto.
¿Quién te cotiza?: quién apoya tus locuras.
Sopolto: estoy de acuerdo, lo puedo hacer.
Shiling: tranquilo, de acuerdo.
Suéltame: déjame en paz, no me ataques más.
Se están chuleando: se están besando.
Suave, que es bolero: tómalo con calma.
Ta’ to’: ok, está bien.
Tipo/a: muchacho/a. El y ella.
Tripear: relajar, burlar.
Ta’ cool: está muy bien.
Tranqui: tranquilo.
Ta’ heavy: está bien.
Ta’ pasao: exageraste, te equivocaste, cometiste un error.
Ta’ cachet: está bonito, está bien.
Ta’ ‘‘racing’’: cuando un carro tiene un equipo moderno y corre mucho; la mujer lo utiliza para clasificar a un muchacho que se ve bien y tiene un buen automóvil; una persona que maneja a gran velocidad.
Toy chivo: estoy dudoso.
Ta’ chiclet: una persona comparona, está bien o está difícil.
Te guallate: te equivocaste, fracasaste.
Tú ta’ happy: tú estás casi borracho, estás muy contento.
Te paniqueate: te asustaste.
Te afueriaron: te sacaron del grupo.
Toy’ zanahoria: estoy bien.
Tú si ere fuelte: se utiliza en una persona valiente o que se ha excedido.
Te subí lo vidrio: no quiero saber nada de ti, no te escucho más, te ignoré.
Te solté en banda: te dejé solo, dejé de prestarte atención.
Te saqué quisonda: te saqué de mi vida.
Tú si eres bultero: tú si eres mentiroso.
Te pasate de contento: tu actitud fue exagerada.
Te pasate de maquillaje: te excediste.
Te la comite: lo hiciste muy bien o muy mal (el tono hace la diferencia).
Un maco: mujer extremadamente fea.
Un perreo: mostrar los lujos; también se dice cuando un hombre
resalta los atributos de la mujer de manera grosera.
Un vegetal: un viejo que se ve bien.
Un cerrucho: una recolecta de dinero para comprar algo.
Un coro moca: una fiesta o salida a escondidas.
Varos: dinero, pesos.
Vacanyol: un hombre simpático.
Vacanería: algo jocoso.
También son muy comunes los saludos entre amigos con una connotación amistosa como por ejemplo: ¡Dime men!
¿Qué lo quentón?
¡Dime bichán!

 

Regrezar al principio                          


Somos animales en la Republica Dominicana?

En Republica Dominicana somos unos animales claro!!..Luego de investigar el comportamiento y darme cuenta de la diversidad de especies de animales que somos enuncio lo siguiente:

-Cuando Ud. come mucho Ud. es un Buey
-Si Ud. es medio asqueroso es un Puerco
-Si es Ud. una persona guapa que no le tiene miedo a nadie es un León
-Si se sabe manejar bien y sabe salirse siempre con la suya de cuarquier
lio Ud. es un Zorro
-Si se enamora mucho y tiene muchas mujeres un Gallo
al ladron se le dice Gato
-Persona bruta es un burro o un pedazo de animal (no especifica)
-Si es fuerte y robusto es un Toro
-Inteligente y muy popular o tambien para llamar a un desconocido un
Caballo
-Si tiene muchas vivencias y engaña a cualquiera es Ud. un Tigre
-Joven alto y estupido un Pavo
-Persona con inexperiencia en todo un Palomo
-Sino corre mucho cuando juega pelota un Pato
-Amanerado tambien Pato
-Homosexual es Un pajaro
-Al cobarde en Santo Domingo se le llama Gallina
-Si Ud. habla mucho es un Loro
-Si Ud. es de esos que les gusta enamorar mujeres ajenas un Buitre
-Mujer fea un Grillo o Cacata
-Un malagradecido un Cuervo
-Un hobre lindo un Pollo
-Una compañia que abusa de sus servicios en Santo Domingo un Pulpo
-Persona vividora Sanguijuela
-Si su mujer le es infiel automáticamente de convierte Ud. en un Venao
-Feo grande y priento un Gorila
-Otro feo un Mono
-Una persona muy desconfiada de todo un Chivo
-En cualquier situación Ud. se adapta un Camaleon
-Si sufre Ud. de mal aliento es pues un Dragon
-Mujer mala y chismosa una Serpiente
-Si Ud. fuma mucho un murcielago
-Una mujer que balile y menea mucho su cuerpo es comparada con una Culebra
-Joven muy vivo que aprende rapido es un Potro
-Un tipo quedao y desfasado un Raton
-Cuando se habla mal del otro se usa la palabra Raton en sustitución del
nombre de la persona
-Mujer bastante mala una Vivora
-Enamora mucho Un pica-flor
-Otra persona fea un Maco
-Si le sobresalen los ojos es Ud. una Lechuza
-Otra mujer mala es una piraña
-Una persona con malos sentimientos es en Santo Domingo un Ave de rapiña
-Un hombre muy malo y mal educado es un perro
 
-despectivo de la mujer perra
-Una doña muy gorda es una ballena
-Y cuando queremos darle una virtud positiva a una persona que hace algo
muy interesante solemos decir: Ese TIGRE..ES UN CABALLO!!!

Bueno Señores esto es todo..colabora conmigo busquemos mas animales que todavia hay mas especies en Santo Domingo..

Regrezar al principio